Home

 

 

 

 

 

 

 

 

 

La Danza De Los Millones

Por Carlos Ramia

Hasta dónde llegará el actual desarrollo de la danza de los millones del baseball de las Grandes Ligas? La verdad es que al paso que va se está auto-destruyendo el llamado deporte rey Norteamericano dado que va desapareciendo la antigüa competitividad que existía alrededor de los equipos que conforman el Big Show.

Hoy vemos como las franquicias que tienen como sede los estados poco llamativos para las cadenas de televisión se van quedando rezagadas al no poder pagar los altos salarios que, equipos como los Yankees de Nueva York, los Bravos de Atlanta, Mets de Nueva York, Dodgers de Los Angeles y otros si pueden pagar.

Es preciso establecer un tope salarial no sólo por equipo sino por jugador, porque de no ser así, la carrera en contra del baseball no podrá ser detenida y terminará aniquilando el deporte que apasiona millones alrededor del mundo.

En décadas pasadas, veíamos como los jugadores estelares ponían su amor por el baseball por encima de lo personal, no existía una diferencia tan marcada a nivel salarial entre los jugadores y todos jugaban felices, esforzándose para 'ganarse' un aumento, sin embargo, hoy día vemos cómo éstos decaen en su producción y de todas formas reciben sustanciales aumentos.

Gran culpa de ésta situación la tiene la 'libre agencia' mediante la cual un jugador se convierte en un artículo en pública subasta donde la ley que prima es la del dinero, porque 'aquel que tiene más saliva come más hojaldres', de ahí que un jugador que vale en el mercado real $300,000-$400,000 sale beneficiado con un contrato millonario después de las 'pujas' de varios equipos en el mercado abierto al que se han sometido.

Algo que no hemos podido comprender nunca es cómo un jugador puede exigir romper un contrato multianual, luego del primer año de vida del contrato, exigiendo un aumento sólo porque otros han alcanzado la misma suma o la han superado al cabo de un año de éste haber estampado su firma, sin embargo, el equipo no puede, de ninguna manera, rescindir ese contrato para bajarle el salario a un jugador cuyo rendimiento bajó de forma estrepitosa al cabo de un año ó dos de haber firmado un pacto por varios años. Da la impresión que las reglas sólo defienden al jugador y no al equipo (propietario) y eso no es justo.

Un aspecto del juego que desapareció con lo romántico del baseball fueron los equipos que se mantenían unidos por años, como fue el caso del famoso infield de los Dodgers y la Gran Maquinaria Roja de los años '70, porque fue una época en la que se jugaba para llegar a la Serie Mundial y colmarse de gloria, hoy están primero los bolsillos, todo lo demás es secundario. Lamentablemente!

Es precisamente esa carrera desenfrenada por el dinero que ha cambiado tanto éste deporte, por eso cada día es menos frecuente encontrar una revista deportiva como The Sporting News o Sports Illustrated en los clubhouses de los equipos de Grandes Ligas ya que han sido sustituídas por publicaciones orientadas a los negocios como The Wall Street Journal...es que, sencillamente, los intereses han sido cambiados.

 

Portada                                                                                           Principio Artículo                                                                                                                    Volver Al Listado de ArtículosPasa éste Artículo a un Amigo